Cerraduras de alta seguridad

Cerraduras de alta seguridad

Cerraduras de alta seguridad: ¿Realmente hay alguna cerradura segura?

Una de las mayores preocupaciones persistentes a lo largo de nuestra vida puede ser la seguridad (no solo la propia sino de nuestro hogar. ¿Realmente estamos seguros en nuestra casa?  Es normal que siempre surja la misma duda, ¿Hasta qué punto nuestras cerraduras de alta seguridad son fiables? ¿Existe actualmente en el mercado una cerradura imposible de forzar o son pantomimas comerciales? ¿Cuál es el mejor sistema para mantener a salvo tu casa?

Cerraduras de alta seguridadSi ya gozas de la instalación de un sistema de alarma (si no es así puedes ir teniéndolo en cuenta) sin duda debes de tener bien asegurada tus puertas o quizás también cuentes con la ayuda de tu mascota que sin lugar a dudas podrá dar la primera voz de alarma en caso de cualquier indicio extraño.

Según las estadísticas proporcionadas por cerrajeros profesionales, la mayoría de ladrones se introducen en los hogares por las puertas principales y traseras. Es por ello por lo que debes tener cerradas y bien seguras esas entradas con cerraduras de alta seguridad.

Además los cerrajeros nos aportan datos como el siguiente: al parecer un ladrón necesita poco más de un minuto para entrar en el mayor número de las casas. Casi siempre utilizan además,  el método ‘bumping’, con el que puede abren más del 90% de las cerraduras instaladas en nuestras viviendas y oficinas, incluidas las consideradas de mayor confianza como son las de seguridad.

Por ello les dejamos algunas sugerencias para aumentar tu seguridad que pueden evitarte más de un susto. Aunque no sin antes matizar que no es lo mismo cautividad que seguridad, no hay que obsesionarse y elegir la opción que sea más correcta para nosotros y en tu ferretería/cerrajería de confianza. Sobre todo asegúrate que estas cumplen todos los protocolos de seguridad y garantías de protección para su instalación.

Por ello te aconsejamos (actualmente del mercado) las mejores soluciones existentes, como :

  • Escudos protectores Disec (todo tipo de bombines y cerraduras): Como bien puede intuir su función sería la de escudo, de este modo puede proteger por el exterior de la entrada de la casa la puerta de este modo logra evitar que sea violentada.
  • Cerraduras de alta seguridad. Antibumping, antiganzúas y antiextracción –Mul-T-Lock MT5+ y Mauer NW4: Este tipo de bombines se valen de los avances tecnológicos ya que permiten con miles de combinaciones posibles de cortes además de su control electrónico. Con lo cual el ladrón verá prácticamente imposible sus intentos de forcejeo e incluso de utilización de otras herramientas, ya que pueden resistir más de 100.000 ciclos de aperturas además de combinar 3 elementos de protección activos.
  • Solución definitiva a los robos: Cerradura de seguridad invisible al exterior. De instalación sencilla y rápida (y lo que es mejor, posibilidad de reutilización si se traslada de inmueble) esta cerradura es la cerradura total. Optimiza tu seguridad, negocio o vivienda a través de un control remoto totalmente invisible al exterior por lo que pasará totalmente desapercibido para cualquier tipo de ojo (sobre todo al del ladrón). Esta invisibilidad hace que su fiabilidad sea del 100% ya que el resto es vulnerable por la obviedad del bombín al encontrarse tan expuesto al exterior, cuestión que esta no sufre. Otra de sus ventajas es la imposibilidad de forzar la cerradura ya que presenta un duro sistema de bloqueo que hará que sea imposible el acabar con ella.

¿Cómo elegir  la cerradura de la puerta adecuada?

Existen diferentes opciones si deseas tener una cierta seguridad para tu hogar y estar lo más seguro posible ante cualquier peligro: cerradura multipunto, puerta blindada, llave reforzada, cilindro específico, etc.

En cualquier caso, si eliges una cerradura de alta seguridad, debes asegurarse de que esté homologada por A2P. La norma A2P se creó en 1984 y tiene por definición: Protección de la Prevención de Seguros.

La norma A2P tiene como objetivo, garantizar la calidad de un producto de seguridad/protección y, en particular, de las cerraduras contra la intrusión, definirá el grado de vulnerabilidad de la cerradura.

Antes de obtener la certificación A2P, el producto (en nuestro caso, la cerradura)  se estudia la resistencia de la cerradura y el impacto sonoro. La resistencia durante una posible infracción. Estas pruebas se realizan imaginando diferentes situaciones :

– Durante una apertura sin destruir la cerradura.
– Al abrirse con un campo magnético.
– Al abrir por la fuerza (arrancando la cerradura).
– Cuando se abre aserrando los pernos.
– Cuando se abre perforando la bomba o el cilindro.
– Al abrir por rotación forzada.
– Al abrirse fundiendo la cerradura.

Posteriormente, un comité de adjudicación compuesto por fabricantes, usuarios, distribuidores, empresas de cerrajeros, representantes de las autoridades públicas y personas de reconocida experiencia entregará o no, la certificación A2P al producto en cuestión.

Cabe señalar que la norma A2P se refiere a dos criterios de protección/seguridad. Protección contra la intrusión y protección contra el fuego. Además, la norma A2P permite conocer con precisión la eficacia de una cerradura y, más concretamente, su resistencia media en caso de robo. De hecho, existe una clasificación por categorías, representada por estrellas. Lógicamente, cuanto mayor sea el número de estrellas, más difícil será para un ladrón forzar tu cerradura:

– A2P 1 estrella: Resistencia media de 5 minutos al robo (ladrones inexpertos)
– A2P 2 estrellas: Resistencia media de 10 minutos (ladrones experimentados)
– A2P 3 estrellas: Resistencia media de 15 minutos (contra cualquier ataque)

En resumen, una cerradura con la etiqueta A2P tiene verdaderas ventajas, como proporcionarte la mejor protección posible contra la intrusión y el fuego, o cubrirte económicamente contra posibles riesgos con tu seguro.

En efecto, como la norma A2P está reconocida por los especialistas y por los cerrajeros profesionales, la resistencia de los productos con esta norma se comprueba en un laboratorio, las empresas de seguros pueden, en ciertos casos, exigirte que instales una cerradura con norma A2P. De lo contrario, es posible que no estés totalmente cubierto en caso de robo.